El triatleta Clemente Alonso, socio del CN Metropole, consiguió este fin de semana la victoria en el Ironman de Kalmar (Suecia) después de aventajar en más de un minuto al segundo clasificado en la línea de meta. La prueba constaba de 3,8 kilómetros a nado, 180 en bicicleta y 42 kilómetros de carrera a pie. Alonso, que entrena habitualmente en las instalaciones del CN Metropole, fue el primero en salir del agua, junto al ucraniano Sapunov, cuarto en la meta final, y muy por delante del australiano Wurf y del danés Hovgaard, que al final del recorrido total alcanzaron el segundo y tercer puesto respectivamente.

La ventaja de Clemente en el segmento de natación resultó fundamental en el resultado de la prueba, pero también lo fue su inteligente resistencia en la bicicleta ante la fuerza de Cameron Wurf (que combina el triatlón con el ciclismo profesional) y su espectacular remontada en la carrera a pie, en la que consiguió recuperar una desventaja de más de 8 minutos para acabar primero en meta con un minuto y once segundos sobre el australiano y más de diecisiete minutos y medio sobre el Hovgaard. Su tiempo final fue de 08:07:48, con 47:29 en la natación y 2:50:23 en la maratón. Sencillamente espectacular.

Se trata de la primera victoria de Clemente Alonso desde 2014, tras haber conseguido superar las lesiones que le venían lastrando en los últimos años. Un éxito más que merecido para el que el triatleta salmantino afincado en Gran Canaria se había preparado a conciencia, con un plan de entrenamiento específico para lograr el objetivo de volver a estar en la élite mundial del triatlón. Nuestra más sincera enhorabuena.