Esgrima

Los ‘zorros’ del CN Metropole despuntaron a más de 1.900 kilómetros de distancia en el pasado Criterium Nacional. Los jóvenes se vistieron como el famoso espadachín para saborear con orgullo las mieles de la victoria en la primera participación en un evento de este calibre. Nueve metropolistas se llevaron algún premio de su travesía por la Península, aunque los once representantes del Club fueron con un único objetivo: “disfrutar” tal y como apunta la entrenadora de la sección de esgrima de la entidad grancanaria, Dianicelys Marín.

La ambición de los pequeños -de categorías prebenjamín, benjamín y alevín- les permitió conseguir una multitud de medallas frente a los otros 300 tiradores.

En Madrid, los metropolistas eran los novatos, ya que era su primer desplazamiento hacia un Campeonato Nacional. “Íbamos con muchos nervios, no sabíamos a lo que nos íbamos a enfrentar”, apuntó la preparadora, Dianicelys Marín. “Nunca habían salido de la Isla y aunque aquí han tenido buenos resultados, en la Península te encuentras otro tipo de Clubes”, enfatizó la técnica.

Para la experta tiradora, esto “fue toda una sorpresa porque se les veía nerviosos”. Aunque destacó el esfuerzo colectivo realizado por todos los componentes del equipo. El reto que supuso estar en la capital y las charlas psicológicas de la preparadora encontraron una respuesta que sorprendió a la veterana entrenadora. “Yo les decía que disfrutaran y que compitieran, pero que tuvieran en cuenta las dificultades”, aseguró para añadir que los pequeños “me dijeron que iban a por todas”.

Los pequeños maravillaron, pero el trabajo diario que realizan en la Sala de Espejos del Club evidencia el compromiso de los aprendices en un deporte que ha ido ganando adeptos dentro de la entidad. El éxito del pasado fin de semana es más que la gasolina para que la mecha de la llama por la esgrima continúe encendida. “Las ganas que tienen de entrenar y la ambición que muestran nos hace pensar que seguirán por esta línea, pero el año que viene alguno subirá de categoría y será más complicado”, aseguró Dianicelys Marín.

El CN Metropole superó al Club de Esgrima la Sala de Armas de Gran Canaria -el otro equipo grancanario-, que sacó dos medallas. “Entidades potentes de Castilla y León han sacado una, dos y tres preseas”, señaló el delegado y uno de los referentes de la sección, Jesús Ramos. Para el veterano deportista, los pequeños tienen un futuro prometedor. “Aunque, se tienen que mantener a ese nivel”, valoró para subrayar el trabajo realizado “por la entrenadora, Dianicelys Marín”.

Entre los logros destaca la gran presencia de metropolistas que, una vez acabado el evento, portaron con orgullo la camiseta del club grancanario. “El apoyo de los padres ha sido fundamental”, subrayó la entrenadora que recalcó la ayuda de “los dos padres que viajaron con nosotros y el delegado”. Mientras, los aprendices se entregan al máximo para dar más tardes de alegría.