ActualidadSaltos

Nuestra joven representante acudió hasta Bucarest (Rumanía) para disputar el Campeonato de Europa júnior, competición en la que compartió equipo con sus compañeros de selección. La grancanaria, a pesar de sufrir los característicos nervios de una cita tan importante como un europeo, cumplió al acceder a las fases finales y llevarse una buena cantidad de puntos.  

En el primer día de competición, en el que se celebró la primera prueba de saltos a ras de agua (1 metro), Emma Larcada demostró una gran seguridad en la preliminar situándose como una de las saltadoras a tener en cuenta de cara a la segunda fase. Precisamente en la final supo aprovechar su momento y en cuatro saltos consiguió un total de 340.00 puntos. Cada salto de la metropolista mejoraba el anterior, de los 32.20 puntos cosechados en el primer salto, sumó 49.20 en la última acrobacia para acabar en décima posición. 

Ese progreso quedó patente dos días después desde los tres metros de altura, donde una vez más logró el pase para la fase final. Una en la que finalizó en séptimo lugar -mejor que su compañera de equipo, Ana Carvajal que consiguió el octavo puesto- con 387.90 puntos y sacándole 11.3 a su compatriota. En un inicio fulgurante, su segundo vuelo: doble mortal y medio inverso, se convirtió en el salto con mejor puntuación personal, logrando 57.40 de valoración.  

De esta manera concluyó un Europeo especial para la joven, en la que pudo demostrar su nivel ante competidoras internacionales. Además, en las finales estableció sendos récords personales, quedándose -desde los tres metros- a siete puntos de la marca mínima que le daba acceso al Mundial júnior. “Era una marca mínima muy complicada”, aseguró su técnico, Quique Martínez, que, además valoró de manera positiva que Emma “se quedara a las puertas”. 

El entrenador del CN Metropole felicitó a la deportista por “el grandísimo trabajo que ha hecho”. “Estamos increíblemente contentos”, señaló, mientras que espera que “este sea el inicio de unos resultados más acordes con el potencial que tiene”. Del mismo modo animó a que “aumente esa motivación que ya tiene y rinda a gran nivel de manera diaria como una gran deportista”, recetó para “hacer que ella sienta menos presión en este tipo de eventos y vaya con más calma sabiendo el rendimiento que tiene”. 

En este sentido es de destacar el trabajo llevado a cabo con el experimentado preparador metropolista, que ha sabido explotar las virtudes de una joven promesa de la sección. Lo mismo que sus compañeros de equipo en el club grancanario y en la selección que han contribuido a subir su rendimiento.